Print Friendly, PDF & Email

Dos patrulleros de la Policía Nacional este domingo haciendo cumplir el confinamiento en El Puerto. / EA

EL PUERTO.- La Policía Nacional y la Policía Local continúan patrullando las calles de El Puerto de Santa María tras entrar en vigor las medidas del Estado de Alarma decretadas por el Gobierno de España para frenar la expansión del coronavirus en el país.

Varios vehículos de la Policía Nacional circulan noche y día por las calles portuenses controlando que se cumpla con el confinamiento y cierre de negocios no habilitados. Las autoridades recuerdan que el confinamiento es una obligación y no una recomendación, y que su incumplimiento puede acarrear multas de hasta 30.000 euros e incluso prisión, por ser delito.

Hasta el momento no se registran sanciones, que pueden llegar hasta los 30.000 euros

En este contexto, la picaresca está apareciendo entre algunos ciudadanos que ya han comenzado a ser parados e identificados, y advertidos por la Policía, por conductas como la de pasearse por las calles con una caja de algún medicamento en la mano, con el pretexto de “he ido a la farmacia”. En casos así, la Policía está identificando a esas personas y requiriéndole el recibo de compra para validar su versión.


También han sido advertidos ciudadanos aprovechando la excusa de sacar a la mascota a realizar sus necesidades a la calle, dedicándole más tiempo del extrictamente necesario, e incluso en grupo. Las autoridades recuerdan que si bien se puede sacar a las mascotas, debe ser un paseo de escasos minutos, en su zona, y lo mínimo y necesario para que el animal alive sus necesidades. El confinamiento afecta a personas y mascotas.

Se recuerda a los viandantes que deben ir solos y separados un metro y medio

Otra de las imágenes que también se están dando, sobre todo por la tarde noche, son ciudadanos con la bolsa de basura en la mano paseando por su zona, con el pretexto de ir a reciclar -a la otra esquina del barrio- o tirar sus basuras. Igualmente, las autoridades avisan que dicha actitud es sancionable y que las basuras deben arrojarse en el interior de los contenedores más cercanos, en una salida rápida y sin pararse a charlar o a fumar en el portal de sus viviendas. Tampoco está permitido salir a hacer deporte a la calle, en ningún caso.

En los supermercados también se siguen viendo imágenes de familias enteras comprando repartiéndose de forma sistemática los carritos, acaparando con gran cantidad de productos de forma innecesaria. Las autoridades recuerdan que no está permitido acudir a los supermercados más de una persona por familia, y que no se permite la entrada de niños.

 

Uso de vehículos

Otro aspecto en el que se está incumpliendo es en el uso de vehículos. Se reportan advertencias a usuarios usando su vehículo para simplemente darse una vuelta por la ciudad, sin hacer uso del vehículo para ir a comprar comida, médico o trabajos permitidos. Se recuerda además, y con especial énfasis, que solo puede ir una persona por vehículo, únicamente el conductor.

El transporte público sigue operativo, aunque con un horario reducido, los autobuses urbanos están circulando con normalidad en los horarios laborables para dar servicios a las personas sin vehículo que deben ir a trabajar o trasladarse por otras necesidades básicas. Los taxis, en su totalidad, siguen también activos en la ciudad.

Anuncio