Print Friendly, PDF & Email

El alcalde de El Puerto, Germán Beardo, acompañado del teniente de alcalde de Comercio, David Calleja, y de Desarrollo Económico y Empresarial, Javier Bello, se ha reunido con una amplia representación de placeros, organizados bajo ACODEMA, para mostrarles con detalle los proyectos en los que el equipo de Gobierno está trabajando tanto para mejorar como para modernizar la Plaza de Abastos, tanto a nivel estructural del edificio como del servicio.

En el encuentro, en el que también participaron los responsables técnicos del área de Comercio, Belén Urbano y Alberto García, se hizo una evaluación conjunta de distintos aspectos del funcionamiento diario del Mercado de Abastos. Se hizo hincapié en la necesidad de ocupar los puestos que están vacíos en este momento, indicando que el equipo de Gobierno ya está trabajando en la modificación de la Ordenanza Municipal que regula el uso de los distintos espacios de la Plaza para hacer más viable la entrada y salida de distintos empresarios que tengan interés en tener un puesto, para de este modo contribuir a la dinamización del equipamiento del centro histórico.

El primer edil de la ciudad se comprometió también a no subir las tasas municipales a los placeros, para que puedan seguir desarrollando su actividad con normalidad, minimizando así el efecto de la inflación y la subida generalizada de precios que ellos tratan de no repercutir en sus clientes.



Se abordaron también los Fondos Next Generation que desde la Concejalía de Comercio se han solicitado para modernizar y digitalizar el Mercado de Abastos, adaptando así el edificio a las nuevas realidades del siglo XXI, con el objetivo de que se convierta en una Plaza de Abastos más atractiva y dinámica de cara a mejorar el servicio al cliente como para facilitar también el trabajo de los empresarios que la conforman.

La propuesta del traslado a Bodegas Cuesta, que se gestiona desde hace tiempo, también se debatió ya que la aprobación del Peprichye agilizaría el inicio de su tramitación, creando así un polo de atracción de público muy importante al centro de la ciudad, ya que sería un revulsivo importante para el entorno que se convertiría en una zona comercial multidisciplinar donde el Mercado de Abastos podría tener cabida, siempre y cuando se acuerde con los placeros. Opción sobre la que se continuará trabajando directamente con ellos, ya que también se ha abierto la posibilidad que supone el proyecto fruto de la subvención que el equipo de Gobierno, a través de la Concejalía de Desarrollo Económico y Empresarial, ha solicitado con el visto bueno del Pleno para la rehabilitación de edificios públicos, para la mejora y adaptación del Mercado de Abastos, con la intención de generar un edificio mucho más atractivo, convirtiéndolo incluso en un reclamo turístico como ocurre en otros municipios y de este modo mejorar las ventas de los puestos existentes y facilitar el trabajo a los empresarios allí asentados.

Dos puertas que están abiertas y sobre las que se está trabajando paralelamente, sin descartar por ahora ninguna opción.  En esta cita se ha acordado marcar un calendario de reuniones entre el Ayuntamiento de El Puerto y Acodema para continuar trabajando con un objetivo común: conseguir tener en un futuro próximo una Plaza de Abastos digna de una ciudad como El Puerto de Santa María, que en los últimos años se ha ido quedando algo anticuada y necesita de una inversión importante para que vuelva a ser motor económico del centro de la Ciudad de los Cien Palacios.