Print Friendly, PDF & Email

El representante del sindicato profesional en la Policía Local de El Puerto de Santa María, el SPPME, Juan Carreto Vega, sale al paso de las acusaciones realizadas por el portavoz del PSOE Ángel González, respecto a que durante la Motorada de este fin de semana varios de los patrulleros de la Policía Local fueron colocados en la calle sin nadie en su interior. Así lo explica:

Voy a explicar porqué el Subinspector Coordinador de este servicio al que haces mención en el turno de tarde el pasado día 1 de mayo, decidió (NO GERMÁN BEARDO NI MARINA PERIS) colocar varios patrulleros con los rotativos de emergencia encendidos en el lugar de mayor riesgo de accidentes y atropellos, (principalmente atropellos) de la Avda. Felipe VI.

El semáforo conocido como del cruce de El Tejar es el lugar con mayor riesgo de atropello de la avenida Felipe VI. Porque en este paso de peatones confluyen una serie de circunstancias: salida de vehículos en horas de tarde en las que el sol te deslumbra; moteros con el casco puesto pierden visibilidad; semáforos antiguos que no se ven bien; moteros que desconocen la zona por donde circulan; familias enteras de los barrios periféricos que cruzan de un lado a otro en una avenida con cuatro carriles con circulación intensa; adolescentes que no respetan los ciclos de rojo y se cruzan; numerosos peatones que, temerariamente, ocupan la mediana en la zona ajardinada. Pues bien todo estas circunstancias Ángel, conforman el cóctel perfecto para que allí ocurra un suceso del que luego, tendríamos que lamentarnos todos.

Son estas causas entre otras y no por los que tú piensas (NO GERMÁN BEARDO NI MARINA PERIS) y expresas en tu tribuna libre, por los que el Subinspector de servicio esa tarde ante el riesgo que aumentaba a cada minuto que pasaba decidió colocar varios de los coches radiopatrullas (más una grúa), en este cruce tan peligroso haciéndolo de manera estratégica tratando de asegurar y aumentar con estas medidas la zona para prevenir y reducir al máximo que las imprudencias de unos, sumadas a las de otros, junto con las casuísticas del destino, provocaran esa tarde un accidente.

La finalidad de que los cinco vehículos patrulla estuvieran justo en ese lugar y ubicados justo de esa manera en que se colocaron intencionadamente, no era otro que el garantizar al máximo la seguridad de nuestros vecinos y la de los agentes que estaban en el lugar, al reducirse la posibilidad de carreras y posibles atropellos. No te quepa duda alguna.

Yo estuve allí personalmente en el paso de peatones desde que se montó este servicio hasta que desapareció el alto riesgo generado por lo que acontecía. Sé que si tú hubieras pasado por ese lugar ese esa tarde, te hubieras acercado a saludarme a mí y a mis compañeros que estábamos allí de servicio (y más ahora que eres también un policía local) y eso no ocurrió por lo que intuyo que hablas de oídas ya que no eran cuatro los vehículos, sino cinco. (Dos furgones y tres radiopatrullas) y no era un policía solo el que estaba allí de servicio, éramos tres, suficientes para dar seguridad tanto a la salida de coches y motos de la barriada de El Tejar como al paso de peatones y cualquier otra demanda que se nos hiciera por parte de los vecinos.

Entiendo que es fácil hacer reflexiones de este tipo erróneas como la tuya, cuando se es un ignorante de la profesión o se hacen intencionadamente desde la ambigüedad utilizando medias verdades si se quieren utilizar los acontecimientos como un arma arrojadiza contra el adversario político comportamientos que en tu caso Ángel, espero que desaparezcan dentro de unos años cuando hayas pasado la fase de “tonico er munisipa”, por la que todos pasamos afortunadamente cuando nos hacemos funcionarios de policía local

Anuncio