Print Friendly, PDF & Email

El concejal de Comercio del Ayuntamiento de El Puerto de Santa María, David Calleja, anuncia que el Centro Comercial de Vistahermosa acoge desde este viernes 30 al domingo 1 distintos puestos de dulces artesanos elaborados por las hermanas comendadoras del Convento del Espíritu Santo.

Calleja afirma que la actividad, que permanece abierta de 10:30 a 14:00 horas y de 17:30 a 20:30 horas, ofrece los clásicos productos que con tanta excelencia elaboran las monjas, “un amplio surtido compuesto por mazapanes, pestiños, encomiendas, yemitas, trufas, suspiros de amor o mantecados”, contando siempre con las medidas de seguridad pertinentes ante la epidemia de Covid-19.



El edil agradece la respuesta encabezada por la presidenta de la Asociación de Comerciantes de Vistahermosa, Esther García, a la petición de colaboración que le formulara la hermana María de cara a obtener fondos para proseguir con la labor solidaria de la Congregación, más necesaria aún en los tiempos de crisis sanitaria y económica que atravesamos.

Dulces con sabor a Gloria para ayudar a los más necesitados. / Foto: cosasdecome.es

La presidenta de la Asociación de Comerciantes de Vistahermosa afirma por su parte que “corren tiempos difíciles para todos y el comercio constituye, sin duda, uno de los sectores más afectados, pero es en situaciones de este tipo en las que afloran las iniciativas más solidarias”. “La venta de dulces artesanos es el principal ingreso de esta Congregación, que tanto aporta a los más necesitados y el Centro Comercial de Vistahermosa, con sus más de 100 negocios abiertos al público, se erige como el lugar ideal para promocionar y vender estos productos”, expone García, quien detalla que el lugar elegido será un local situado en la avenida Juan Melgarejo, entre los establecimientos “Neptuno Piscinas” y “El Cofre Encantado”, cedido por Jacobo Sicre.

Esther García subraya que “los comerciantes se han volcado desde el primer momento en que les propuse la idea, ofreciéndose incluso voluntarios para atender en los stands”. “Nos agrada colaborar con estas iniciativas solidarias y, sobre todo, ayudar a la hermana María y a su convento, que están al pie del cañón atendiendo a los más necesitados”, refiere García, quien destaca también el papel de las personas voluntarias que se sitúan al frente de la iniciativa y que acumulan mucho tiempo ayudando a la Congregación.