Print Friendly, PDF & Email

EL PUERTO.- Estar en el momento justo y en el lugar indicado, eso es lo que ocurrió este lunes en la playa de El Buzo, en El Puerto de Santa María, con Immanuel Zarola Ortiz, un joven portuense de 19 años que salvó la vida a un hombre de 70 años en parada cardiorrespiratoria en la playa junto al chiringuito de Beach Club La Concha.

Según explica el propio Immanuel Zarola a este medio, se encontraba trabajando este lunes en el chiringuito como camarero cuando llegó un hombre corriendo preguntando alarmado por los socorristas.


Al parecer, un hombre de 70 años se encontraba en la orilla, tras haber sido sacado del agua, en estado inconsciente y en parada cardiorrespiratoria.

Immanuel, que tiene experiencia y formación profesional como socorrista, no lo dudó y acudió rápido al lugar para realizarle la reanimación cardiopulmonar. “Por suerte el hombre recuperó el pulso y echó todo el agua, comenzando a respirar”, explica a El Puerto Actualidad.

No fue necesario siquiera realizarse el boca a boca –que con el coronavirus es para pensárselo dos veces– porque el hombre pronto se recuperó con las primeras compresiones en el pecho, expulsando todo el agua que había tragado. “Acto seguido lo movimos con cuidado y lo pusimos en posición lateral de seguridad”, explica Immanuel, ya consciente y respirando el hombre, “aunque tardó en recuperar la consciencia algo más de un cuarto de hora”.

Finalmente, llegó el servicio de socorrismo, ambulancia y Policía Local, que se hizo cargo de la situación unos 20 minutos después de los hechos, según informan testigos presenciales, tras la oportuna actuación de Immanuel y también de una enfermera que se encontraba en la playa.

El hombre, ya recuperado, fue llevado al hospital en ambulancia, volviendo Immanuel a su puesto de trabajo, sabiendo que con su actuación seguramente hoy ha salvado una vida.

Anuncio