La Asamblea Feminista Las Tres Rosas solicita audiencia al alcalde

El Consejo Municipal del Carnaval.

El Consejo Municipal del Carnaval.

Comunicado.- Desde que tuvimos conocimiento de que el jueves 27 de septiembre se iba a reunir el Consejo del Carnaval y que uno de los puntos del orden del día tenía que ver con un escrito  que enviamos solicitando de nuevo al equipo de gobierno la eliminación de los componentes sexistas presentes en una de nuestras fiestas más emblemáticas, nos pareció de interés acudir a dicho consejo para, no solo escuchar las valoraciones emitidas por los miembros de dicho Consejo sobre el contenido del escrito, sino también por si fuera necesario aportar alguna aclaración respecto a nuestras peticiones y demandas, algo que nos parecía lógico en el contexto de una gobierno que toma como una de sus piedras angulares la “participación democrática y ciudadana”.

Sin embargo, cuando llegamos al lugar de la reunión nos encontramos con un espacio hermético y cerrado que no sólo nos impide la entrada, sino que además, sus componentes nos tratan con un evidente desprecio y falta de respeto. Fuimos ofendidas y tratadas con una violencia verbal intolerable.

Es por ese motivo que solicitamos del alcalde, David de La Encina, una reunión para contarle de primera mano lo sucedido y pedirle explicaciones que nos aclaren cómo es posible que un órgano de esta naturaleza, donde se tratan los asuntos que tienen que ver con una fiesta tan importante para la ciudad, no permite el acceso libre a cuantas personas quieran acercase para participar en él, pero sobre todo que nos explique qué autoridad otorga este consejo a sus miembros para que se atribuyan la osadía de actuar de manera tan improcedente. Nadie nos acogió para darnos argumentos razonables y fundados para hacernos entender que no debíamos estar ahí, todo trató de resolverse bajo unas dosis de autoritarismo del que todavía no damos crédito.

Así mismo aprovecharemos para insistir y dejar claro que este asunto es para nosotras de particular interés porque en definitiva de lo que se trata es de promover una participación más activa de las mujeres en un espacio tradicionalmente ocupado por hombres, y por supuesto promover una participación cualitativamente distinta que no base el reconocimiento del papel de las mujeres en el carnaval en un rancio y estereotipado desfile en una pasarela.

Por un carnaval libre de sexismo, por unas instituciones verdaderamente abiertas, y participativas y por unos representantes públicos de nuestros órganos de participación auténticamente democráticos.

Comentarios

Debes registrarte para escribir un comentario Nombre