De la Encina pide a Rajoy que deje respirar a los ayuntamientos

david fb

David de la Encina en la sede local del PSOE.

EL PUERTO.- El Grupo Socialista ha elevado al pleno de la próxima semana una moción en la que solicita al Gobierno central la revisión y flexibilidad de las medidas austeridad que el Partido Popular está aplicando a los municipios, siendo la administración más cercana a la ciudadanía y la que debe dar respuesta inmediata a sus vecinos y vecinas. [El Ayuntamiento de El Puerto, en el punto de mira de Hacienda]

En este sentido, y con el objetivo de que tenga el respaldo de toda la Corporación, el PSOE solicita que se revise y se adecúe la regla de gasto a las necesidades de los servicios públicos que prestan los ayuntamientos, siguiendo las mejores prácticas internacionales y teniendo en cuenta criterios de sostenibilidad de las cuentas públicas a lo largo del ciclo. Así como que se eliminen los límites impuestos por el Gobierno a los fines para que las Entidades Locales, siempre y cuando tengan las cuentas saneadas, y en uso de su plena autonomía financiera, puedan destinar el superávit que generen en cada ejercicio presupuestario a promover programas y servicios que demanda la ciudadanía; tales como políticas sociales, políticas activas de empleo, programas de Igualdad, políticas de juventud, etcétera.

El secretario general del PSOE y alcalde de la ciudad, David de la Encina, ha explicado que “es necesario que el PP sea consciente de la situación de asfixia de los ayuntamientos, al tenerlos sometidos a un estricto control presupuestario y económico, regulando diferentes aspectos que prácticamente han dejado a los ayuntamientos sin posibilidades de cumplir el papel que deben desarrollar en la mejora de los servicios de bienestar, la creación de nuevo empleo y todos los servicios de proximidad demandados”.

Siendo la administración local la más cercana a la ciudadanía, hay que recordar que “las personas, sus derechos y su bienestar son el centro de nuestra actuación. Los socialistas estamos demostrando que los Ayuntamientos pueden gobernarse de otra forma, con eficacia y responsabilidad, actuando de otra manera, sensible, cercana y solidaria”, ha señalado De la Encina, quien subraya que “el PSOE apuesta por municipios fuertes, con capacidad de decisión y con recursos adecuados para dar respuesta a las demandas ciudadanas”.

Por todo ello, el PSOE pide también que se supriman las restricciones a la concertación de operaciones de endeudamiento por parte de las Entidades locales no incursas en los supuestos de la Ley de Estabilidad.

Asimismo, para hacer frente a la merma de las plantillas, el Grupo Socialista entiende que es necesaria la modificación de la regulación de la tasa de reposición de los efectivos en la Administración Local, de manera que alcance en los servicios de interés prioritario el 150%, y en el resto de los servicios municipales el 100%.

Pues como señala David de la Encina “no podemos obviar la disminución de empleados públicos de la administración local, que ha abocado a una situación en la que las Entidades Locales padecen graves dificultades para la prestación de los servicios que obligatoriamente tienen encomendados, incrementándose el problema en los pequeños y medianos municipios”.

 

El Puerto, en el punto de mira de Hacienda

Al hilo de las peticiones de los socialistas, hay que recordar que días atrás se conoció que el Ministerio de Hacienda envió cartas a 22 ayuntamientos advirtiéndoles de que o reducen su morosidad o procederá a intervenir sus finanzas para que los proveedores puedan cobrar a tiempo. Entre ellos el Ayuntamiento de El Puerto de Santa María, que cuenta con una deuda de 15 millones y medio de euros y con una media de pago a proveedores de 131 días.

De la Encina, al igual que los otros 21 alcaldes, deberá enviar al ministerio un plan de tesorería detallando las medidas para garantizar que reducirán a menos de 30 días el tiempo en que pagan sus facturas. En caso contrario, Hacienda les avisa de que les retendrá los ingresos procedentes de la financiación local para abonar directamente sus facturas. Es una de las condiciones incluidas en la Ley de Estabilidad y Sostenibilidad Financiera (LOESF), la norma que regula los procedimientos y plazos para reducir los desequilibrios presupuestarios (déficit y deuda) y la morosidad de las administraciones públicas.

El Ayuntamiento de El Puerto ha sido apercibido porque lleva varios meses pagando a sus proveedores por encima del plazo legal previsto. El tope para pagar las facturas está en 30 días, pero se empieza a contar a partir de los 30 días de recibirse la factura. Es decir, el Ayuntamiento portuense está dejando pasar más de 60 días en total antes de liquidar sus deudas comerciales.

Comentarios

Debes registrarte para escribir un comentario Nombre